La Poesía de Pilar Remón-m

Version para imprimir | Página anterior | Siguiente página

¿MUERTE VANA?

Corona de espinas
Que hiere Su frente
Señalando a todos
Que El es culpable
Cuando es inocente
Y el hombre le acusa
Gritando, injuriando
Mas no ven sus ojos
Donde no hay rencor
Porque es dulzura
Amor y perdón

¡ Que locos le llevan
Directo a la cruz ¡
¡ Que necios le clavan
si no es pecador ¡

mas los hombres ciegos
no ven al Señor
después de clavado
aun siguen las burlas
mas El compasivo
no guarda rencor
y al Dios de los cielos
aun pide perdón
por los que le llenan
su alma de dolor
al verse injuriado
solo sin amigos
y a los hombres
que El vino a salvar
no ven sino un hombre
que quieren matar
¡ y el Señor se muere
no respira ya ¡
y la gente olvida
al que allí murió
y hoy día se vuelve
a clavarle en la cruz
a coronar Su frente
de espinas punzantes
que hieren a Cristo
porque así se olvidan
del Cristo de amor.

MADERO CRUZADO

Madera sobre madera
Para formar una cruz
Construida por los hombres
Para que muera Jesús

Los hombres que la formaron
No quedaron sepultados
Sino que día tras día
Todo será renovado

Si aquellos hombres mataron
Y a Jesús crucificaron
hoy día vuelve la historia
porque Jesús es negado.

MADRE

Madre quien como tu
es capaz de sacrificar?
que con desvelos cuida
que con amor sincero
día tras día, noche tas noche
esta dispuesta siempre a entregar
en las ultimas horas del día
en las primeras de la mañana
del pequeño tu cuidas
y sigues cada paso
y cada caída tu mano ofreces
animas y con tu amor
secas cada lagrima
y con tus brazos rodeas
con ternura a ese hijo, hija
que tu profundamente amas
los años van pasando
y el pequeño crece
y tu no has olvidado
ni por un momento
que no importa su edad
en tu corazón sigue siendo
pequeño.

ME HABLAN DEL CREADOR

Las estrellas las nubes
El cielo en su esplendor
Me hablan del creador

Los niños, los pájaros
Los jóvenes con su canción
Me muestran al Salvador

Todas las cosas unidas
Alaban día tras día
Aquel que les dio la vida.

ME TRAES ROSAS

Me traes rosas
y en cada una puedo oír
una palabra hermosa
¡que me amas!
Puede ser que para ti
no signifique mucho
pero para mi
en estos momentos
cuando mi corazón
parece estar roto
cada rosa me habla
de que dentro de ti
existe algo especial
que tu amor y ternura,
no ha muerto
Me traes rosas
que me hablan de ti
cada una me dice
que me amas a mi.

MI CONDICIÓN

No tengo casi nada
Y poco yo puedo hacer
Cuando miro la vida
Y mis circunstancias
Veo que con mis fuerzas
No hay mucho que pueda hacer
Pero se que estando
Cerca de Ti, en Tu voluntad
Dentro de Tu plan
Tu puedes cambiarlo todo
Abrir camino, donde no hay
Separar el mar Rojo
Hacer en dos el Jordán
Enviar el mana a la tierra
Y derribar las murallas
De una gran ciudad
No tengo temor, pues se
Que Tu eres Dios
Y puedes en un momento
Transformar mi incapacidad.

MI PEQUENA FLOR

Mi pequeña flor
¡ Como has crecido!
Y como la rosa
En el jardín
Llena de espinos
Te has rodeado
Queriendo defenderte
De aquellos que
Queriendo o sin querer
Te hacen daño
No dejes que de tu boca
Salgan palabras
Que como espada afilada
Puedan romper
De otros sus esperanzas
Deja que el jardinero
Tu creador, venga a ti
Cada Mañana
Y con sus dulces maños
Quite de ti, lo que te daña
Que puedas ser la rosa
Que en su fragancia y en su belleza
Pueda atraer a otros
A Su presencia.

MI VIDA CAMBIA

Pecado que nieblas mi vida
Que llenas mi alma de dolor
De angustia y desasosiego
¡ Que miseria me rodea ¡
mis ojos ciegos noven
quisiera un sol en mi vida
transformar la angustia mía
por gozo y por esperanza
y él vació que ahora siento
por algo que me saciara
Esta miseria es pecado
Y los ojos ahora ciegos
Pudieran ver resplandor
Voces amigas me dicen
Que puedo tener el sol
Que purifica el dolor
Mi angustia y desasosiego
Con su grandeza me llene
Y la miseria que llevo
Se transforme en dulce paz
Ese sol que a mí me cambie
Será mi buen Redentor
Que viendo como es mi vida
La cambia porque es amor.

MI VIDA ESTA LLENA DE FRACASO

Mi vida esta llena de fracaso
Temores y dudas me rodean
Mi alma angustiada y derrotada
¿a dónde iré para calmarla?
No hay nada en la vida
Que me sacia
Buscando consejos de los hombres
Ellos me fallan
¡y Dios, que lejos esta de mi!
Mis oraciones, palabras huecas
Que vuelven a mi bacías
Y sin esperanza
¿qué me separa de El,
mi vida, mis circunstancias?
Grito desesperada, que El me oiga
Y algo, de Su presencia me separa
Es mi pecado, mi independencia,
La muralla de defensa
Que en los años he formado
Y se que solo el humillarme
Y arrepentirme ante El
Podrá así salvarme
¡ Oh Dios mi creador y Salvador
vengo ante ti, para humillarme
y confesar este pecado
de independencia
que de Ti hoy me separa
cambia mi corazón endurecido
y lleno de dolor por el pasado
Jesús tu que me amas
Cámbiame y lléname de Ti
Dame Tu amor y Tu esperanza.

MIRANDO A LA CRUZ

Mirando a la cruz
encuentro perdón
Su amor es tan grande
que cubre mi ser
Su gracia me llena
me lleva hasta El
y caigo rendido
delante de El
Jesús tu me amas
y yo te amo también
Tu gracia me llena
de amor y perdón.

MIRARÉ A LOS CIELOS

Miraré a los cielos
Buscaré entre las estrellas
Querré encontrar en ellas
Tal vez tu rostro
Tu sonrisa limpia
Tu mirada complacida
Cuando me miras
Y al escuchar el murmullo
del agua que acaricia
la silenciosa orilla
creo oír Tu voz
que acaricia mis oídos
mientras yo escucho
tímida y nerviosa
y creeré que existe
la poesía en las cosas
en la naturaleza viva
que me habla y muestra
lo más puro
lo mas amado
Todo lo que eres Tu.

MUERTE Y SUFRIMIENTO

Corona de espinas
Que hiere su frente
¡ le señalan todos
que El es el culpable!
Cuando es inocente
¡ y el hombre le acusa
gritando, injuriando!
Mas no ven sus ojos
Donde no hay rencor
Porque son dulzura
Amor y perdón
¡ Que locos le llevan
directo a la cruz ¡
¡ que necios le llevan
y no es pecador ¡
mas los hombres ciegos
no ven al Señor
después del clavarlo
aun siguen las burlas
mas el compasivo
no guarda rencor
y al Dios de los cielos
aun pide perdón
por los que le llenan
su alma de dolor
al verse injuriado
solo y sin amigos
y los hombres
que El vino a salvar
no ven sino a un hombre
que quieren matar
¡ y el Señor se muere
no respira ya!
Y al gente olvida
Al que allí murió
Y hoy día se vuelve
A clavarle en la cruz
A coronar su frente
De espinas punzantes
Que hieren a Cristo
Porque a si se olvidan
Y hoy día no aceptan
Su muerte y perdón.

MURIENDO UN POCO MAS

Cada día iré muriendo
Un poco mas en mi
Hasta que ya no sea yo
Mas El en mi
Que cada palabra
Que de ni boca salga
Pueda ser de alabanza
Y darle a El toda la gloria
Que haciéndome mas pequeño
Y estando dispuesta
A perder todo aquello
Que creo que es mío
El pueda ser mas grande
No quiero que de mi boca
Salgan palabras de ofensa
Ni a Dios, ni a los hombres
Que ponga amor en mis labios
Para que mis palabras sanen
Y allí es donde mi alma
Será libre, podré ser yo mismo
Tal como El me ha formado
Pues muriendo a mi mismo,
Es cuando vivo.

Share Button